Log in

Pandemia y otras cosas

 

En este momento tan crítico, cuando nuestro país está sumido en un estado de catástrofe por esta crisis sanitaria, han aflorado en nuestra sociedad, los grandes problemas que  padece,el desequilibrio social,el empobrecimiento de nuestra mal llamada clase media,el hambre que empieza a envolver sin dolor a nuestra clase baja o vulnerables. Hoy, esa es la forma elegante que este sistema social y económico llama a los trabajadores que no alcanzan a obtener por su trabajo más allá de $400.000 mensuales, y que de acuerdo a todas las estadísticas son casi el 50% de los trabajadores.Hoy en Chile, son más o menos,solo unos 15% los que logran tener un sueldo que permita vivir sin premuras, el resto es esclavo de las tarjetas de crédito, las que  les permiten comprar de todo, en especial, comida.

Pero además de este flagelo, estamos padeciendo de uno peor y más ignominioso, invisible a los ojos de todos los chilenos,y es aquel que volvió en gloria y majestad para cubrir el territorio de este país, aquel que creíamos desterrado hace ya mucho tiempo,pero que ya está entre nosotros y por lo que parece se quedará acá para siempre, este flagelo son los Presos Políticos.

Ayer nuestros abuelos, padres,hermanos e hijos fueron apresados por pensar diferente, teníamos un gobierno de facto,que había abolido todas las libertades,que había enviado al exilio a miles de compatriotas,que eliminó de raíz que los hijos de chilenos nacidos en el extranjero no fueran chilenos,y con esto mantener fuera de nuestro país a muchos ciudadanos,todo esto reglamentado por esta constitución que,aun cuando se ha ido modificando, jamás se han revocado artículos que atentan con nuestra libertad y con el cuidado de nuestro patrimonio.

Como decía ,hoy volvemos a sentir miedo  y desconfianza de nuestros vecinos, hoy renace la paranoia de los seguimientos,el desaparecimiento, las detenciones y por último los juicios arbitrarios a personas.Y esto porque hemos visto en noticieros, que quienes participaron en este movimiento llamado "El despertar de Chile", este estallido social que hizo que muchos chilenos sintieran que al fin serían escuchados y sus sueños tendrían respuestas, estos mismos chilenos, hoy están siendo injustamente mantenidos en prisión, violando sus mínimos derechos, negandoles un juicio justo, no permitiendo obtener medidas cautelares que hasta los más peligrosos delincuentes han obtenido, pero a ellos se les niegan como una manera de  mantener nuestros gritos de justicia social ahogados en nuestra garganta,la libertad de reunirnos para expresar nuestro descontento, porque este sistema económico implementado bajo un gran costo social, no responde a las exigencias actuales,las pensiones entregadas a la población que ya cumplió con su periodo laboral es insuficiente y debido a eso debe continuar trabajando hasta que su cuerpo aguante,tenemos obreros,profesionales de todas las áreas, ejerciendo labores de todo tipo porque sus pensiones de hambre así los obligan.

Todo esto motivó que la gente se manifestara, que saliera  a las calles, y por supuesto,los jóvenes se tomaron la tarea como propia y dejaron sus salas en la Universidad y volvieron a la calle ,como antaño, con gritos y pancartas,pero también como antaño, aparecieron los carros blindados,las camionetas blancas, sin patentes y atiborradas de sujetos que sin identificación pero con mucha violencia se fueron sobre ellos y los golpearon,los mutilaron,los enceguecieron y los apresaron, y luego bajo cargos graves y llenos de injusticia,con pruebas inexistentes,los mantienen hasta hoy en las cárceles de nuestro país.Para que los organismos de derechos Humanos no reclamarán ni exigieran la libertad inmediata de estos jóvenes,la autoridad entregó libertad a presos comunes y peligrosos que apenas salieron volvieron a cometer delitos, y a los jóvenes que su mayor delito fue gritar en la plaza,saltar un torniquete, que querían cambios, mejores pensiones e igualdad en sueldos y condiciones laborales para mujeres y hombres.Estos jóvenes hoy son acusados de cometer grandes delitos y ser un peligro para la sociedad y en eso basan sus argumentos para no entregar medidas cautelares que les permitirían esperar el proceso en su hogar junto a su familia.

Estos jóvenes son estudiantes,con grandes valores inculcados por sus padres,gente honesta,trabajadora,que han tenido que endeudarse por muchos años para darle  una educación digna a sus hijos, y ellos participan en organizaciones sociales de ayuda al cuidado del medio ambiente y otras obras que existen en sus casas de estudios.

 

Hoy les presento a esta madre,ella es una Profesora Diferencial,tiene su único hijo, Diego Espinoza,preso ya está hace más de 7 meses sin haber podido obtener una medida cautelar de acuerdo a lo que realmente sucedió ese día 26 de Noviembre.Dejo aquí un extracto de una declaración que esta madre ha realizado y que ha llevado antes muchas personas en busca de real justicia.

  

Dejo aquí un video que muestra su incansable lucha,aquí se demuestra todo el esfuerzo que ha puesto para lograr la libertad de su hijo,así como ella, son más de 2000 madres que siguen luchando para conseguir para sus hijos un juicio justo.

 

 

Modificado por última vez enLunes, 13 Julio 2020 22:54

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

4°C

Padre Hurtado

Clear

Humidity: 60%

Wind: 22.53 km/h

  • 26 Oct 2016 10°C 3°C
  • 27 Oct 2016 12°C 3°C
Banner 468 x 60 px